Logo whatsapp
Dani Alves

La presunta víctima de Dani Alves hace una petición de última hora a la jueza

Dani Alves está en prisión desde el pasado 20 de enero

Nuevo capítulo del caso Dani Alves. Este jueves, 9 de febrero, la abogada de la presunta víctima del brasileño, se ha opuesto al recurso de apelación a través del cual la defensa intenta sacarle de prisión.

Dani Alves permanece encerrado en Brians desde el pasado 20 de enero y está acusado de la presunta violación de una joven de 23 años en la discoteca Sutton. Dani Alves habría cambiado hasta cuatro veces de versión y habría pasado del "no la conozco" e inicial a reconocer la penetración.

Ahora, según avanza Europa Press, la acusación particular presentó sus alegaciones este jueves por la mañana y piden que el jugador continúe en prisión provisional mientras se instruye la causa.

Imagen de un logo de WhatsApp pequeñoNOVEDAD WHATSAPP: ¡Pincha aquí para recibir GRATIS las noticias más exclusivas del FC BARCELONA en WhatsApp! 🔵🔴

Alves, en prisión desde el 20 de enero

Alves está en la cárcel de Brians 2, en Sant Esteve Sesrovires (Barcelona), desde el pasado 20 de enero. Su defensa pide que se le deje en libertad provisional con medidas para garantizar que no se escapará antes del juicio, como llevar una pulsera telemática que le geolocalice.

La Fiscalía, por su parte, se ha opuesto al recurso y ha pedido que el futbolista continúe en prisión provisional porque ve "indicios racionales de criminalidad" y riesgo de fuga.

Una vez recibido el posicionamiento de la acusación pública y la particular, la Audiencia de Barcelona responderá en los próximos días al recurso de la defensa de Alves.

Dani Alves
El futbolista Dani Alves permanece en prisión desde el pasado 20 de enero debido a la acusación de presunta violación que pesa contra él. | EP

La respuesta al recurso, al caer

Ahora la jueza debe decidir sobre el recurso de apelación que Cristóbal Martell presentó la semana pasada pidiendo la libertad de su cliente, Dani Alves. En el escrito, el abogado alegaba que Alves presentaría su pasaporte y que se quedaría a vivir en su residencia de Esplugues de Llobregat.

Asimismo, también explicaba en el escrito que, de ser aceptado, Alves se quedaría en su casa y no se expondría a una vida pública antes del juicio.